APPLAC

Entrada destacada

Guía de práctica clínica sobre consejos rápidos para COVID-19 (2020)

Wuhan University Novel Coronavirus Management & Research Team and China International Exchange & Promotive Association for Medic...

Translate

flash

17/11/12

España La crisis amenaza la dieta mediterránea


  • Comer insano sale más barato que seguir una dieta laudable.
  • Expertos advierten de una pandemia de diabetes si no se actúa a tiempo.
  • Se calcula que hay 366 millones de diabéticos, la mitad sin diagnosticar, pero para 2030 serán 550 millones, un 50% más.
Se avecina una pandemia de diabetes tipo 2. Así se ha dicho en el 7º Congreso Mundial en la Prevención de la Diabetes y sus Complicaciones, que se celebra en Madrid. A ello contribuye lacrisis económica, que amenaza ya a la dieta mediterránea, la que reduce el riesgo de diabetes a la mitad. 

Un postre rico en grasas saturadas cuesta menos que una frutaUn estudio español publicado el pasado año vio que la dieta mediterránea, por sí sola, durante al menos 5 años,conseguía reducir el riesgo de diabetes tipo 2 a la mitad (52%). Reducen el riesgo de diabetes los cereales integrales, el café, el aceite de oliva, los frutos secos, las legumbres, las frutas y verduras y el pescado.

La doctora Carmen Gómez Candela, jefa de la Unidad de Nutrición Clínica y Dietética del Hospital La Paz, de Madrid, advierte que la crisis "amenaza la supervivencia de la dieta mediterránea y en unos años es posible que veamos las consecuencias en un incremento de la diabetes tipo 2".

La razón es que "comer insano sale más barato", subraya, y "un postre hipercalórico y rico en grasas saturadas cuesta menos que una fruta". Por ello, plantea la necesidad de educar en hábitos de alimentación saludables desde el colegio e invertir en la promoción de frutas y verduras.

A la dieta mediterránea le ha salido un competidor: la dieta bálticaAdemás, a la dieta mediterráneale ha salido un competidor en el ámbito de la salud: la dieta báltica. Se trata de una dieta"baja en grasas saturadas, pero incluye aceite de colza, margarinas basadas en él, frutas, bayas y vegetales locales y productos de grano integral", señala.

Según los estudios realizados por otro de los participantes en el congreso, el doctor Matti Uusitupa, profesor de Nutrigenómica y Nutrigenética en la Universidad de Eastern Finlandia, ladieta báltica "podría ser también antiinflamatoria y, a través de este mecanismo podría ayudar a proteger tanto de la resistencia a la insulina como del defecto de la secreción de insulina a largo plazo".

Una pandemia que no podrá asumir el sistema

La diabetes se encuentra entre las diez principales causas de invalidez y presenta complicaciones que pueden causar la muerte, como infarto, ictus, amputaciones de extremidades inferiores y ceguera. 

La IDF calcula que 366 millones de personas son diabéticas, de los que la mitad están sin diagnosticar, pero para 2030 serán 550 millones, un 50% más, por lo que el coste para el sistema sanitario será "inasumible por ningún gobierno", según el profesor Rafael Gabriel, del Instituto de Investigación del Hospital La Paz y codirector del congreso.

La prevalencia en España para la población entre los 30 y los 65 años se estima en el 12%, aunque es superior en algunas comunidades, como la canaria. La diabetes tipo 2 representa el 90% de los casos. 

Dieta mediterránea: Alimentos, cantidades y frecuencia

Se habla tanto de los beneficios de la dieta mediterránea, que a menudo nos olvidamos de concretar cómo seguirla. Esta pirámide indica los alimentos y su frecuencia de consumo para un adulto sano. Ha sido realizada por expertos en nutrición de la Organización Mundial de la Salud, Oldways Preservation Exchange Trust y FAO

María Val, Sabormediterraneo.com. Noviembre 2001

º1. Abundancia de alimentos de origen vegetal frutas, verduras, pan, pasta, arroz, cereales, legumbres y patatas

2. Consumir alimentos de temporada en su estado natural, escogiendo siempre los más frescos
3. Utilizar el aceite de oliva como grasa principal, tanto para freir como para aderezar
4. Consumir diariamente una cantidad moderada de queso y yogur
5. Consumir semanalmente una cantidad moderada de pescado, preferentemente azul, aves y huevos
6. Consumir frutos secos, miel y aceitunas con moderación
7. La carne roja algunas veces al mes
8. Consumir vino con moderación normalmente durante las comidas y preferentemente tinto
9. Utilizar las hierbas aromáticas como una alternativa saludable a la sal
10. Realizar alguna actividad física regular para hacer trabajar al corazón y mantener en forma nuestras articulaciones y nuestro tono físico

Más carbohidratos, frutas y verduras

Los hidratos de carbono

Deben proporcionar el 50% del aporte energético total diario. Conviene que sean carbohidratos complejos (pastas, arroz, patata, pan y legumbres) y no simples (helados y bollería). Lasfrutas y verduras, ricos a su vez en fibra, nos aseguran las suficientes vitaminas y minerales yantioxidantes

Las grasas o lípidos

Aportarán aproximadamente el 35% del aporte energético total. Se prefirirán las grasas de origen vegetal, (frutos secosaceite de oliva) a las de origen animal. Una excepción es la de los pescados azules (caballa, atún, sardina ...) porque es poliinsaturada y contribuye a prevenir problemas cardiovasculares.
  • La ingesta de ácidos grasos saturados debería situarse por debajo del 10%
  • La ingesta de ácidos grasos poliinsaturados no debería ser superior al 8% del consumo energético
  • La ingesta de ácidos grasos monoinsaturados debería proporcionar un aporte energético como máximo del 15%
  • Las proteínas
Aportarán el 15% de la energía total. Las proteínas ayudan a regenerar el tejido del organismo. La proteína de origen animal (huevos, leche, carne y pescados) es más completa que la de origen vegetal (legumbres y cereales). Sin embargo, los vegetales debidamente combinados (por ejemplo, lentejas con arroz) aportan una proteína de calidad similar a la animal, pero sin colesterol ni grasas saturada.
CODIGO G "14" El pasado mes de febrero de 2009 y como resultado de la reunión anual del Comité de Revisión y Actualización de la Organización Mundial de la Salud, (OMS) que tuvo lugar en Delhi, durante el mes de octubre de 2008, la Clasificación Internacional de Enfermedades, en su versión 10 (ICD-10) ha adjudicado un lugar específico al Síndrome Post-Polio (SPP) clasificándolo bajo el código "G14" y excluyéndolo del código B91 (Secuelas de poliomielitis), en el que antes ese organismo lo consideraba abarcado Más informes

Entradas populares

Salk Institute

Polio Slade

Asociación Post Polio Litaff, A.C_APPLAC

Polio Nunca Más Parte I

Música de Relajación